La Unesco es el acrónimo bajo el que se conoce a la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura en lengua inglesa. Su origen se remonta al año 1942, en el ecuador de la II Guerra Mundial, cuando los países aliados empezaban a prepararse para reestablecer sus sistemas educativos.

Entre sus principales funciones está la paz y la seguridad del mundo entero a través de la educación, la ciencia, la cultura y, también, las comunicaciones. Por ello, cada cierto tiempo la institución toma la decisión de designar una ciudad literaria que recoge una serie de condiciones y se considera estandarte de tradición cultural.

¿Sabéis en qué criterios se basa este organismo para galardonar a una ciudad?

Ciudades literarias Unesco

Fotografía de una zona agraria en el estado de Iowa.

En primer lugar, la ciudad debe contar con un número suficiente de iniciativas editoriales, o sea, debe existir un sector potente y equitativo entre sus miembros, que se componga tanto de grandes firmas como de medianas e independientes, contando con las necesidades del mercado local y con la traducción a terceras lenguas.

Además, el ámbito académico de la región deberá poner el suficiente énfasis respecto al estudio y al análisis de carácter literario para generar, fomentar y promocionar la literatura y el resto de actividades culturales relacionadas (poesía, narrativa, teatro, ensayo…)

Asimismo, deberá contar con la colaboración y la complicidad de los medios de comunicación, los cuales tendrán que mantener una especial atención en las iniciativas literarias y culturales y ofrecerles un espacio propio en la prensa, la televisión y otros medios locales.

En la actualidad, algunas de las ciudades que la Unesco ha considerado merecedoras del premio son: Edimburgo (Escocia), Melbourne (Australia), Norwich (Inglaterra), Dublín (Irlanda), Reykjavik (Islandia) y Iowa (EE UU). Sin embargo, llama fuertemente la atención que otros centros culturales y literarios como Barcelona o París sigan esperando su turno.

Si queréis más información sobre esta iniciativa, podéis acceder a la página web dedicada a las ciudades literarias de la Unesco.